jueves, 3 de marzo de 2016

Reseña: Pideme lo que quieras (#1), Megan Maxwell

9788408034513.jpg
Sinopsis
Tras la muerte de su padre, el prestigioso empresario alemán Eric Zimmerman decide viajar a España para supervisar las delegaciones de la empresa Müller. En la oficina central de Madrid conoce a Judith, una joven ingeniosa y simpática de la que se encapricha de inmediato.
Judith sucumbe a la atracción que el alemán ejerce sobre ella y acepta formar parte de sus juegos sexuales, repletos de fantasías y erotismo. Junto a él aprenderá que todos llevamos dentro un voyeur, y que las personas se dividen en sumisas y dominantes... Pero el tiempo pasa, la relación se intensifica y Eric empieza a temer que se descubra su secreto, algo que podría marcar el principio o el fin de su relación.
Opinión Personal
(Sin spoiler)
Este libro me lo recomendaron en un grupo de facebook, por esos tiempos no eran muy conocidos ya que recién salían pero estaba buscando una novela young adult buena para leer, y dije ¿por qué no? Así es como se convirtió en mi novela erótica favorita.
Judith Flores trabaja para una empresa alemana en España. Un día mientras estaba en un descanso para almorzar se queda encerrada junto con otras personas en un ascensor, con los nervios al máximo empieza a rascarse el cuello y le salen ronchones (le agarra alergia), rápidamente un hombre muy apuesto que no conoce la calma pero con su alocada personalidad mete irremediablemente la pata. Un tiempo más tarde se entera de que el hombre apuesto es Eric Zimmerman, el director ejecutivo de la empresa en la cual trabaja. Después del percance en el ascensor Eric queda fascinado por Judith y la acosa hasta que ella acepta estar con él, pero nuestro chico le advierte que le gusta el sexo con morbo, excentricidad y los juegos sexuales entre más de dos personas. Al principio Judith tiene un poco de miedo de entrar a este mundo pero él le enseñará que el morbo es un juego vicioso que te hace llegar a límites insospechables y pronto el sexo comienza a transformarse en amor. Mas no todo es color de rosa y Eric guarda secretos que no quiere esconderle a su española, ella deberá decidir si sigue a su lado o si lo abandona.


ec4af4f5c392d3ee9a578f40b0bef355.jpg
Megan Maxwell es una de mis escritoras favoritas porque NUNCA me decepciona con sus personajes, no importa cuan floja sea la historia siempre va a haber un personaje al cual admirar. Así me paso con Pídeme lo que quieras:
488c220a02721c408094aa293920d9b6.jpgJudith es una española sin pelos en la lengua, sabe lo quiere y lo obtiene, olvídense de las protagonistas normales llorando detrás de un chico porque este la dejo, a Judith no le podría importar menos, se hace valer por sí misma siempre y no le ruega a nadie. Pero además de tener un carácter fuertísimo es una mujer muy dulce y buena, su sobrina es la “luz” de sus ojos y siempre hace todo lo que puede para consentirla. Es inteligente, valiente y simpática. Me agrado tanto leer sobre este personaje y NUNCA me decepciono, sonreía siempre con todas sus ocurrencias y más de una vez pare la lectura porque no podía contener la risa.

“Yo soy una mujer. Una mujer independiente que sabe lo que quiere”

Eric Zimmerman, el alemán gruñón. Rubio, alto, ojos celestes y un humor horrible. Un hombre sufrido, con muchos problemas, que desde hace varios años se ha envuelto en un mundo que no es normal para el común de la sociedad. Me gusto que fuera un personaje con una mente tan abierta y a pesar de que muchas veces estaba maldiciendo porque Judith lo sacaba de quicio, me pareció muy tierno y dulce, siempre preocupándose por ella pero también otras veces me hacia enojar tanto que quería pegarle varios cachetazos, sobre todo al final o cuando Amanda entraba en la historia.


él es mi Eric--->


Si bien Eric me encanta, fue Judith quien me enamoro en esta novela y durante toda la trilogía. Hay una gran variedad de personajes, todos y cada uno únicos, la hermana de Judith, Raquel, me hizo reír muchísimo y también querer matarla, su hija Luz, es un amor e igual a su tía, me encanto. Bjorn es otro de mis personajes favoritos, la autora hizo un libro sobre él y por supuesto no decepcionó. Hubo muchos personajes que no soporte, no porque estuvieran mal escritos, sino por lo arpías que eran, pero nuestra protagonista sabe cómo tratar con todas ellas.
La pluma de Megan es exquisita, ligera y simple pero no por eso es fácil o mediocre, tiene el don de engancharte desde la primer página y es imposible dejar el libro. Me gusto que a pesar de que el “sexo” es el tema principal, la autora agrega mucho drama que hace al libro más interesante, y no habla de tópicos a lo “Sweet love”, este es drama del bueno y no me hizo rodar los ojos. Es una historia digna de releer varias veces porque nunca aburre y a pesar de que sepas el final, nunca deja de sorprender. La trilogía entera es muy buena, así como el libro de Bjorn, solo me falta leer la historia nueva que saco Megan sobre las dos parejas: “Pideme lo que quieras y te lo daré”.
Super recomiendo esta historia, es muy bonita, llena de drama, entretenida y con una protagonista digna de ser un modelo a seguir.

Calificación:

-Flor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Vamos, sin miedo, un comentario tuyo nos hace muy feliz. Críticas, consejos, lo que quieras... solo no insultes ni des spoilers. Devolvemos TODOS los comentarios.